ir a la portada de ELPajarito.es

Detenido por tener a un empleado sin contrato, durmiendo en el suelo y alimentado con bocadillos

La víctima se había trasladado a un lavadero de Castellón con la promesa de un trabajo con contrato, alojamiento y manutención
Imagen de un lavadero de coches

La Policía Nacional ha detenido al dueño de un lavadero de Castellón por tener trabajando para él a un hombre al que no tenía contratado ni asegurado y que además le daba bocadillos de mortadela de comida y le hacía dormir en el mismo lugar en el que trabajaba con cartones en el suelo.

Fuentes de la Comisaría provincial han informado de que al detenido se le considera presunto autor de un delito contra los derechos de los trabajadores.

Avisados de la existencia de una fuerte discusión en un establecimiento de Castellón, los agentes que se desplazaron al lugar averiguaron que el enfrentamiento se había iniciado cuando un trabajador le pidió a su jefe que le pagase, ya que quería volver a su lugar de residencia. El empleado llevaba más de una semana trabajando y durmiendo en el interior de la nave y se había trasladado a Castellón con la promesa de un trabajo con contrato, alojamiento y manutención.

Antes del traslado, la víctima sabía que por el trabajo recibiría un sueldo de 400 euros al mes, "pero debido a la necesidad aceptó, porque le daban en prestación la comida y el alojamiento", han indicado desde la Policía Nacional. La comida que resultó ser "bocadillos de mortadela" y el alojamiento, "cartones en el suelo y unas mantas", han señalado las mismas fuentes.

Tras comprobar lo ocurrido, los agentes detuvieron al responsable de la empresa como presunto autor de un delito contra los derechos de los trabajadores.

Añadir nuevo comentario