ir a la portada de ELPajarito.es

Una sentencia obliga a la Administración a readmitir a los trabajadores de la Biblioteca Regional

El sindicato UGT ha mostrado su satisfacción ante la sentencia,en donde se reconoce que “sin ningún género de dudas, nos encontramos ante un supuesto de cesión ilegal de trabajadores”

El Juzgado de lo Social número 3 de Murcia ha dictado una sentencia estimando la demanda, por cesión ilegal, interpuesta por los trabajadores de la Biblioteca Regional de Murcia que, hasta el pasado 11 de noviembre, habían venido prestando sus servicios a través de sucesivas empresas concesionarias.

La Sentencia concluye que “sin ningún género de dudas, nos encontramos ante un supuesto de cesión ilegal” y reconoce a los trabajadores despedidos, “la condición de trabajadores indefinidos no fijos”, por lo que "implica la obligatoria readmisión, por parte del organismo público, de los 14 trabajadores afectados así como el reconocimiento de su antigüedad, méritos y el derecho a percibir el mismo salario que el personal propio de la Biblioteca".

Desde Unión Regional y las Federaciones Regionales de UGT han mostrado su satisfacción ante la sentencia, ya que "avala nuestra permanente reclamación de estabilidad y calidad en las condiciones laborales de las plantillas de todos los servicios públicos, y es por ello que exigiremos que el cumplimiento sea íntegro e inmediato y contribuya a que, de una vez, la Administración admita que es preciso revisar la justificación de todas las externalizaciones que mantiene actualmente".

Asimismo, UGT ha recordado que "desde el primer momento apoyamos a estos trabajadores, defendiendo la continuidad del servicio de Biblioteca durante los fines de semana, cuando el Gobierno regional decidió suprimirlo y, en segundo lugar, denunciando la vulneración de derechos laborales que suponía mantener a estos trabajadores externalizados, tal y como ahora viene a reconocer la Justicia", y ha añadido que "después de muchas reuniones con la antigua Consejería de Cultura y Portavocía de la Comunidad y a pesar de haber logrado recabar un amplio apoyo social y del resto de fuerzas políticas, la Administración se mantuvo intransigente a las reclamaciones de nuestro sindicato para enmendar esta situación, a todas luces irregular, e hiciese lo que ahora el Juzgado le obliga a hacer".

Añadir nuevo comentario