ir a la portada de ELPajarito.es

Cinco personas muy graves y una en muerte cerebral en el ensayo de un fármaco contra la ansiedad

Fachada del edificio de los laboratorios Biotral en Rennes (Francia). (Foto: EFE)

Seis personas que participaban en ensayos clínicos para un laboratorio europeo se encuentran hospitalizadas en situación muy grave tras ingerir un nuevo medicamento en fase de pruebas en Francia, un fármaco contra la ansiedad y los problemas motores por enfermedades degenerativas. Uno de los ingresados ellos se encuentra en estado de muerte cerebral.

El ministerio de Salud francés informó de que los seis voluntarios se encontraban en buen estado de salud hasta que probaron el medicamento en una clínica de Rennes, al norte del país. 

Se trata de "un accidente muy grave", reconoció la ministra francesa de Sanidad, Marisol Touraine, que en una breve declaración a los medios en París no quiso dar detalles, para hacerlo esta tarde en un desplazamiento organizado a Rennes.

El canal de televisión francés iTele aseguró que el ensayo era para un nuevo fármaco que contiene cannabis, pero luego se supo que en realidad es un cannabinoide (de origen biológico; no derivado del cannabis). "La prueba se llevó a cabo en unas instalaciones privadas especializadas en ensayos clínicos", dijo el Ministerio en un comunicado.

La emisora ‘France Info’ explicó que se trata de un fármaco que estaba siendo desarrollado por un grupo farmacéutico portugués, y que las pruebas se realizaban en la empresa Biotrial, que tiene uno de sus principales centros en Rennes.

El Ministerio de Sanidad precisó que el accidente se produjo en la primera fase del ensayo, en la que se trataba de "evaluar la seguridad de empleo, la tolerancia, los perfiles farmacológicos de esta molécula en personas voluntarias sanas".

La Agencia Nacional de Seguridad Sanitaria de los Medicamentos ha puesto fin a la prueba y ha contactado con todos los participantes.

El canal ‘BFM TV’ señaló que en total fueron ocho las personas que participaron en ese ensayo, aunque a dos de las cuales se les dio un placebo. La Fiscalía de Rennes, por su parte, ha abierto un procedimiento judicial.

Añadir nuevo comentario